*    Dolor de rodilla en ciclistas. Posibles causas y tratamiento.

 

Las molestias y/o dolor en la rodilla es probablemente la queja más frecuente entre los ciclistas junto a los dolores en la zona lumbar y cervical. La rodilla es una de las articulaciones que sometemos a un mayor estrés mecánico en el ciclismo ya que realiza un constante movimiento durante el pedaleo. Recordamos que la rodilla del ciclista trabaja en un arco de movimiento que oscila entre 10º-15º de flexión cuando el pedal se encuentra abajo y 110º-115º de flexión cuando el pedal se encuentra arriba. Este esfuerzo muscular es realizado principalmente por los músculos flexo-extensores de la rodilla y asistido por los músculos de cadera y tobillo, por lo que si las fuerzas ejercidas por estos músculos no están bien equilibradas será fácil generar molestias y a medio plazo, dolor. Este dolor pueden ser provocado por sobrecarga tendinosa, rozamiento articular de la rotula y fatiga muscular, entre otras.

 Podemos decir que, independientemente de las características individuales de cada ciclista y de su historial médico, las siguientes circunstancias pueden influir en generar estos dolores de rodilla: pedalear con un ángulo de flexión de rodilla excesivo (llevar el sillín demasiado bajo o bielas demasiado largas), pedalear empleando bajas cadencias de pedaleo (abusar de

desarrollo) e incrementos de la carga de entrenamiento (volumen o intensidad) poco graduales o excesivos. Obviamente, esto es lo primero que se debe valorar para descartar que sea alguna de estas razones las que están provocando el dolor.

 

No obstante , si hemos realizado un buen ajuste de las bicicleta ( altura y posición del sillín, longitud de bielas adecuadas, dimensiones del cuadro adecuadas, alineación de calas, etc.) y tenemos dolor, debemos sospechar de algún problema postural y/o de equilibrio musculo-esquelético. Una de las cosas que nos debe hacer reflexionar, es que el dolor sea únicamente en una rodilla. Las circunstancias que he comentado anteriormente deberían generar una molestia o dolor en ambas rodillas, ya que pedaleamos de manera simétrica. En muchas ocasiones, me encuentro con ciclistas que sufren dolor en una rodilla.

 

Expongo, de manera resumida, alguno de los dolores de rodilla y causas más frecuentes:

- Dolor anterior de la rodilla. Las afectaciones más frecuentes son: la tendinitis rotuliana y cuadricipital, la afectación del cartílago (su expresión más patológica es la condropatía rotuliana y la artritis), la bursitis rotuliana. Otras menos frecuentes son el pinzamiento del pliegue sinovial.

- Dolor posterior de la rodilla. La causa más frecuentes es la sobrecarga de músculos y tendones isquiosurales. También valoramos algunas tendinitis poplíteas, menos frecuentes en ciclistas, algo más frecuentes en triatletas.

- Dolos en cara lateral. Observamos con más frecuencia tendinitis de la pata de ganso (cara interna) y Síndrome de Fricción de la Banda Iliotibilal o Cintilla Iliotibial (cara externa de la rodilla).

En todos los casos es necesario valorar inicialmente la correcta alineación y movilidad de la extremidad inferior y la columna vertebral. Después testar la función muscular, ya que muchos dolores son causados por excesivo trabajo de un grupo muscular que compensa el déficit de trabajo de otros músculos. Además, se debe descartar que el dolor provenga de otras zonas como; la columna lumbar,pelvis, vísceras,etc que pueden general dolores reflejos en la rodilla. Os expongo algún ejemplo:

- Ciclista que tenía dolor en cara posterior de la rodilla izquierda al pedalear con más desarrollo, no sufría con cadencias altas. Después de la exploración completa, se valora un mal funcionamiento de la zona pélvica, en concreto, una articulación sacroiliaca fijada, lo que provocaba que su musculatura isquiosural estuviese constantemente acortada y tensa. Esto le generaba un déficit de fuerza que sobrecargaba el tendón del bíceps femoral. Al corregir la posición iliaca y conseguir buena longitud del musculo, el dolor desaparece.

- Ciclista con dolor en zona anterior y superior de la rodilla derecha, concretamente en el tendón cuadricipital. Se valora una contractura del recto anterior del cuádriceps(uno de los cuatro vientres musculares del cuádriceps), generada por una torsión lumbar y una rotación anterior de pelvis derecha. Después de tratar la disfunciones de estas articulaciones además de los músculos psoas-iliaco y recto anterior del cuádriceps, el dolor remitió progresivamente. Debió realizar algunos ejercicios de postura para no volver a generar torsión lumbo-pélvica.

Autor: David Gallego López.

 

Osteopata Clínica Healt Studio.